A continuación te voy a dar algunos consejos para afrontar situaciones estresantes. Además, al final del artículo he añadido un vídeo donde podrás encontrar información adicional.

El estrés en sí mismo no es bueno ni malo: su función es prepararnos para afrontar cualquier situación demandante, novedosa o que sea importante para ti. En estos casos, realizas una evaluación (más o menos consciente) de lo que te exige el entorno y de tus propias capacidades. Si cuando pones ambas cosas en una balanza crees que no puedes afrontar la situación, es cuando aparece lo que llamamos estrés.

Consejos para afrontar situaciones estresantes

  • Prepárate. Tanto si tienes que hacer una exposición en clase o en el trabajo, como si tu lista de tareas para un día es eterna: planifica, ensaya, optimiza recursos, duerme, come bien. ¡Tienes que estar listo para poner toda la carne en el asador!
  • Analiza lo que te dices. Cambia los mensajes negativos que te estés mandando por otros positivos. Por ejemplo, prueba a decirte “esto no lo he hecho nunca así” en lugar de “no voy a poder”.
  • Prepárate para sentir un cierto nivel de activación. Es posible que el corazón te vaya más rápido, tu respiración se acelere, sudes, etc. Recuerda que estas sensaciones, en sí, no son malas: es tu cuerpo, que está preparado para presentar batalla.
  • Busca lecturas inspiradoras o imágenes relajantes, y recurre a ellas en los momentos previos a enfrentarte a la situación.
  • Relájate. Haz varias respiraciones profundas, aléjate de quienes te pongan nervioso, baja la tasa de movimiento… Si es necesario, enciérrate en un baño un par de minutos.
  • Imagínate al final, habiendo salvado bien la situación.
  • Ponte en lo peor, pero siendo realista. ¿Qué pasa si te quedas en blanco? Nada. ¿Y si te desmayas? Te atienden. Analiza tus miedos hasta sus últimas consecuencias y verás cómo quizás estabas siendo un poco irracional.
  • Planifica una actividad de descarga para cuando hayas terminado. Vete al gimnasio, a correr, o ponte la música a todo trapo y ¡baila!

La próxima vez que tengas que enfrentarte a alguna situación estresante, sigue estos consejos, ¡verás cómo tu rendimiento mejora y no lo pasas tan mal!

Para saber un poco más sobre estos estos consejos y aprender algunos nuevos, te recomiendo que veas el siguiente vídeo:

Si lo deseas, puedes ayudarme a ayudar a otras personas, para que afronten mejor las situaciones estresantes, compartiendo este artículo: